miércoles, 19 de marzo de 2014

Cristina K intercede por Maduro con El Papa

El papa Francisco y Cristina Kirchner estuvieron reunidos a solas durante más de dos horas

Cristina Kirchner aprovecha su visita al Papa para pedirle interceda a favor de Nicolás Maduro, según relató fuente anónima.



Cristina Kirchner y el papa Francisco estuvieron reunidos durante más de dos horas a solas en la residencia de Santa Marta. Compartieron un almuerzo y luego, junto a otros funcionarios argentinos, participaron de un encuentro protocolar.





El Pontífice tuvo el gesto de esperar a la jefa de Estado en el acceso de la residencia y de acompañarla cuando se retiraba. Tras el encuentro, la mandataria partió hacia Francia, donde se reunirá con el presidente François Hollande y participará del Salón del Libro. Aún no hubo repercusiones oficiales de la reunión en el Vaticano.





En un breve comunicado, el Vaticano informó que el objetivo de la visita de Cristina Kirchner fue "ofrecer los mejores deseos y sentimientos de afecto" del pueblo argentino al Sumo Pontífice. En un primer instante el Papa se reunió con toda la delegación argentina, calificada de "numerosa" por el Vaticano. Y luego almorzó a solas con la jefa de Estado.





Diez minutos después de lo pautado, a las 13:10 de Roma, la Presidente llegó a la residencia de Santa Marta para reunirse con Francisco. El pontífice le dio la bienvenida en la puerta. Antes habían ingresado otros integrantes de la delegación del Gobierno, entre ellos, el canciller Héctor Timerman y el secretario de Culto, Guillermo Olivieri. A las 12, hora de la argentina, los líderes se despidieron y la comitiva argentina partió hacia Ciampino.



  

La jefa de Estado llegó con una bota en su pie izquierdo. Según respondió la propia dirigente ante la consulta de los periodistas acreditados, sufrió un esguince anoche en el hotel. Cristina Kirchner y Francisco se saludaron para las fotos de rigor e ingresaron a la residencia.

En primer término, Cristina Kirchner y Francisco intercambiaron regalos. Luego, el Papa y la Presidente pasaron a una sala privada para mantener un almuerzo a solas durante casi dos horas. A metros de allí esperaron Olivieri, Timerman y el embajador ante la Santa Sede, Juan Pablo Cafiero.


Lobby pro Nicolás Maduro

Se conoció que la Presidenta abordó con Francisco el tema de Venezuela, pidiendo a este su apoyo a la posición de Maduro como "legítimo" gobernante de los venezolanos, así se inicia una ofensiva internacional para apuntar a diferentes personalidades a que manifiesten su apoyo incondicional a Maduro, esto para disminuir y tratar de opacar el numeroso apoyo de la comunidad internacional en pleno a las protestas de los opositores iniciadas hace un mes.



 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada