martes, 24 de marzo de 2015

Más dinero venezolano para CEPS de Podemos

Revelada nueva partida otorgada por el Banco Central de Venezuela a fundación ligada al partido español Podemos
El doocumento de la izquieda es uno de los convenios que CEPS firmó en 2010 con el Ministerio de la Presidencia de Venezuela a cambio de 244.728 euros. A la derecha, la autorización para enviar a España parte de uno de los pagos, 61.128

El vínculo que sostiene el Gobierno venezolano con la Fundación CEPS continúa, al menos así sucedía hasta finales del año pasado, cuando recibieron un pago de 60.000 euros provenientes del Banco Central de Venezuela (BCV).

El pago está constatado en un contrato firmado por el vicepresidente del BCV, Eudomar Tovar y el representante legal de la Fundación Centro de Estudios Políticos y Sociales, Sergio Pascal Peña, con la cual han colaborado la mayoría de los miembros del partido español Podemos.

El diario español ABC, ha tenido acceso a dos contratos firmados por estas personas en 2013 y 2014, lo que demuestra el financiamiento por parte del Estado venezolano a la fundación en la que trabajaron los miembros del partido Podemos antes de su creación. Son varios los organismos que han aportado dinero a los integrantes del partido, mientras trabajaban para la fundación mencionada, como: Centro Internacional Miranda, Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, Compañía Nacional de Telecomunicaciones, Cantv, Secretaría de la Presidencia, Encuestadora Giss XXI, el Banco del Alba, y ahora, por primera vez, figura como financista también el Banco Central de Venezuela.

El contrato en cuestión fue firmado con un año de vigencia, desde el primero de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre. El contrato estipula en su página 2 que los honorarios profesionales, a razón de 5.000 euros mensuales, deben ser transferidos a la cuenta bancaria de la Fundación CEPS en Bankia. También establece que la conversión de los 60.000 euros debe ser hecha a la tasa preferencial de 8,5 bolívares, equivalente a 511.207 bolívares

Eudomar Tovar firmó el segundo contrato en 2013, cuando era el presidente del Banco Central de Venezuela y por el mismo representante de la fundación CEPS por un importe de 20.000 euros que debían ser transferidos a la misma cuenta de la fundación.

La suma de los pagos supera los 11 millones de euros, que incluyen honorarios profesionales, billetes de avión, alojamiento, comida, hoteles y transporte, según afirmó el presidente del partido COPEI, el diputado Roberto Enríquez, quien ha anunciado que presentará una denuncia por financiación ilegal.

Redacciòn NTN24 Venezuela



La ONG de Iglesias, Errejón, Monedero, Bescansa y Alegre gastaba en Caracas el 25 por ciento de los fondos



La relación financiera entre el régimen venezolano y la Fundación CEPS, para la que ha colaborado la mayoría de los miembros de la cúpula de Podemos, ha permanecido al menos hasta las pasadas fiestas de Navidad, cuando recibieron pagos del Banco Central del país bolivariano. Así consta en en un contrato firmado por el primer vicepresidente de esta institución, Eudomar Tovar, y el representante legal de la Fundación Centro de Estudios Políticos y Sociales (CEPS), Sergio Pascal Peña, por un importe de 60.000 euros.

ABC ha tenido acceso a dos contratos suscritos por esas mismas personas en 2013 y 2014, lo que evidencia que el Gobierno venezolano, primero con Hugo Chávez y después con Nicolás Maduro, ha financiado la fundación en la que han trabajado los principales dirigentes y representantes de Podemos antes de la creación de este partido. Últimamente se han venido citando varios organismos que han alimentado las cuentas bancarias de quienes hoy forman parte de la cúpula de Podemos y durante años han trabajado por la citada fundación. Por ejemplo, Centro Internacional Miranda, Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, Compañía Nacional de Telecomunicaciones, Cantv, Secretaría de la Presidencia, Encuestadora Giss XXI, el Banco del Alba, y ahora, por primera vez, figura como financista también el Banco Central de Venezuela.

La suma de los pagos supera los 11 millones de euros, que incluyen honorarios profesionales, billetes de avión, alojamiento, comida, hoteles y transporte, según afirmó a ABC el diputado Roberto Enríquez, presidente del partido Copei, quien ha anunciado que presentará una denuncia por financiación ilegal.
Asesorías remuneradas

El diario El Universal tiene otra cifra y apunta a que la financiación del Gobierno chavista a quienes hoy en día son los líderes de Podemos «superaría los 9 millones de euros» con la peculiaridad de que «en el camino de las transferencias o envíos en efectivo se «"perdieron" 2 millones en Caracas y un millón en Madrid y la caja registradora de Podemos recibiría solo un poco más de 6 millones de euros».

El último contrato en cuestión firmado por Eudomar Tovar, vicepresidente del Banco Central de Venezuela, (BCV, Nº 009-2014) por 60.000 euros tenía un año de vigencia, desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre de 2014. CEPS aparece como una fundación sin fines de lucro de carácter privado, constituida en Valencia (España).

El contrato estipula en su página 2 que los honorarios profesionales, a razón de 5.000 euros mensuales, deben ser transferidos a la cuenta bancaria de la Fundación CEPS en Bankia. También establece que la conversión de los 60.000 euros debe ser hecha a la tasa preferencial de 8,5 bolívares, equivalente a 511.207 bolívares. En Venezuela hay un estricto control de cambio y la tasa preferencial está destinada exclusivamente para las importaciones de alimentos y medicinas.

De la misma forma, el documento en su página 2 establece que el especialista designado por la fundación CEPS, Manuel Cerezal Callizo, es la persona que prestaba los servicios al instituto emisor de la moneda.

Son tres los servicios o asesorías que prestó Cerezal Callizo: analizar periódicamente la coyuntura económica nacional e internacional; asesorar en el diseño, la negociación y la ejecución de mecanismos y políticas de integración económica y regional; y asesorar en el diseño y ejecución de políticas económicas nacionales.

Eudomar Tovar firmó el segundo contrato (Nº 093-2013) en 2013, cuando era el presidente del Banco Central de Venezuela y por el mismo representante de la fundación CEPS por un importe de 20.000 euros que debían ser transferidos a la misma cuenta de la fundación.

El Centro de Estudios Políticos y Sociales (CEPS) es una fundación íntimamente ligada a Podemos. Si bien no hay dependencia entre fundación y partido, los líderes de uno y otro organismo se entremezclan, aunque niegan vínculos financieros. Entre los dirigentes de Podemos que han colaborado con ellos se encuentran Íñigo Errejón, Luis Alegre, Juan Carlos Monedero o Carolina Bescansa.

ABC.ES



No hay comentarios:

Publicar un comentario